• Noticias Finis Terrae
    Noticias Finis Terrae


Colegio de Abogados ofrece charla de ética a estudiantes de primer año de Derecho

El consejero del Colegio de Abogados, Cristián Maturana, explicó a los jóvenes la importancia del Código de Ética de la asociación.

Colegio de Abogados ofrece charla de ética a estudiantes de primer año de Derecho

Con gran concurrencia de los estudiantes del primer año de Derecho de la Universidad Finis Terrae se llevó a cabo la charla sobre ética profesional que dictó en el plantel el consejero del Colegio de Abogados, Cristián Maturana, cita que contó además con la presencia del decano de la Facultad, Miguel Schweitzer.

La máxima autoridad de la escuela precisó que el tema de la ética dentro de la formación de las nuevas generaciones siempre ha sido una “preocupación fundamental”, porque “hay uno y mil problemas de la ética que afectan a quienes van a ser abogados el día de mañana: ya sea litigantes, jueces o incluso abogados corporativos. Y a eso, en la Facultad, siempre le hemos dado dando una importancia capital”.

La directora de la Escuela de Derecho, Patricia Vivanco -también presente en la actividad- explica que el encuentro es parte de la formación integral que se entrega en las aulas y valoró la gran posibilidad que tuvieron los estudiantes de escuchar a un especialista de la trayectoria de Maturana, porque “la mirada desde quien ha recorrido el largo ejercicio de la profesión, asoma a los nuevos alumnos al desafío de ejercer una carrera comprometida con la excepcional virtud de la Justicia”.

“Cuando una charla de este tipo parte señalando que un abogado es un ‘auxiliar de la justicia’, el peso ético de esa afirmación impacta, compromete, desafía. Marca un compromiso del que no se habrá de apartar nunca, no sólo en el ejercicio de la profesión, sino que en todas las áreas de la vida”, reflexiona Vivanco, al tiempo de destacar que la formación ética del abogado que egresa de la Finis Terrae es “una de las competencias consecuenciales derivadas del perfil de egreso declarado por nuestra Escuela. Compromete, por tanto, los esfuerzos de esta unidad académica en el desarrollo y confrontación de los alumnos frente a los dilemas éticos que recurrentemente enfrentan en el ejercicio profesional”.

La docente aclara que la ética es trabajada en la Escuela no sólo en el contexto profesional, sino que también por “la formación integral que define el Modelo Formativo de la propia Universidad, que se transversaliza por medio del compromiso, la disciplina, la responsabilidad con los estudios, el respeto con docentes y compañeros y la observancia de reglas y normas para una mejor convivencia”.

CÓDIGO DE ÉTICA

“Todos tenemos una ética, porque llevamos a cargo una consciencia”, partió reflexionando Cristián Maturana en su charla, porque “no es posible vivir sin consciencia ya que tenemos un juzgamiento de las conductas que realizamos”. La ética sugiere “aquello que es deseable y condena aquello que no debe hacerse”, explicó el destacado abogado, a los estudiantes de primer año de la carrera.

Y como el ejercicio de un abogado no es individual, sino parte de una comunidad donde se debe relacionar con otros, el consejero del Colegio de Abogados recalcó la importancia de que todo egresado de Derecho conozca los preceptos éticos de la profesión que desempeñará. Porque, la ética profesional “busca regular las actividades que se realizan en el marco de una profesión y es parte, de alguna forma, de los códigos deontológicos que regulan esa profesión”.

Maturana -quien se ha especializado en tramitar causas de ética profesional- recalcó que el abogado tiene la obligación de hacer su trabajo con excelencia profesional, es decir de la mejor manera posible, y que lo importante no es sólo ganar los juicios, sino la forma en que se ganan, con un debido proceso. “La profesión del abogado requiere ser regida por criterios éticos, porque el arte del Derecho suele ser ambiguo y puede ser usado para bien o para mal, y la idea es evitar que se gane un juicio con malas artes”, sentenció.

De ahí la importancia del Código de Ética del Colegio de Abogados, que regula temas concretos como: desde qué momento una persona es cliente de un abogado, cuáles son los derechos que tiene el cliente para con ese abogado, cuáles son las obligaciones que genera el secreto profesional o si el secreto profesional reconoce excepciones, entre una serie de otras consideraciones. A juicio del experto, lo fundamental de este tipo de códigos es que no sólo basta con querer comportarse bien, sino que hay que saber cómo hacerlo.

Cristián Maturana planteó finalmente que el Código de Ética da “identidad” a la profesión y es también una forma de protección que ofrece el Colegio. “Como asociación gremial tenemos instancias para proteger la profesión, pero también actuamos para proteger a nuestros asociados (…) es importante que se sientan que no están solos”, comentó el consejero a los jóvenes y futuros abogados.


Publicado el:

Miércoles, 03 Mayo 2017